“El tiempo infame de leyes con nombre propio ya pasó”


Nadine Heredia Alarcón señaló que si se presenta una iniciativa que reforme o elimine la ley electoral, que le impide ser candidata, se estaría “vulnerando los principios de un sistema democrático que yo respeto”.

La esposa del presidente Ollanta Humala, Nadine Heredia, dijo que no tiene ningún interés particular  de que la bancada de Gana Perú aliste un proyecto de ley que le permita postular a la Presidencia de la República en las elecciones generales del 2016.

“El tiempo infame de las leyes con nombre propio ya pasó y yo no persigo ningún interés en particular”, respondió al ser consultada por la prensa al respecto.

Heredia Alarcón señaló que si se presenta una iniciativa que reforme o elimine la ley electoral, que le impide ser candidata, se estaría “vulnerando los principios de un sistema democrático que yo respeto”.

“Si no comenzamos a respetar la institucionalidad democrática nos vamos para abajo y yo al igual que ustedes quiero que el Perú triunfe no solo en la economía, también en lo político y social. Así todos tendrán igualdad de oportunidades”, agregó.

De otro lado, la esposa del presidente evitó pronunciarse a favor o en contra de la revocación a la alcaldesa de Lima, Susana Villarán, pero sí le pidió a los coordinadores del Sí y No guardar respeto por los vecinos de la capital.

La cofundadora del Partido Nacionalista dio estas declaraciones en el distrito de Puente Piedra, donde participó junto a la ministra de Salud, Midori de Habich, en una campaña contra el dengue.

, , ,

  1. #1 por v.regional el 18/01/2013 - 07:45

    Nadine Heredia, esposa del presidente Humala ha dado una gran leccion civica al declarar que no postulara a la presidencia el 2016 asi lo facilite una ley . A una possible ley que le facilitaria esta postulacion la llamo infame y con “nombre propio”. Es una leccion de etica y de valor no solo para el pais sino tambien de dimension internacional. Un paradigma que arrincona a los adictos al poder, a los que pretenden perpetuarse y usufructuar del gobierno para satisfacer sus pasiones personales. Los que usan cualquier medio para justificar sus fines. Es una valiente respuesta a los politicos que infectan y contaminan la democracia. Albricias Nadine.

  2. #2 por v.regional el 18/01/2013 - 08:45

    La otra cara: Chavez…
    El jueves pasado comenzó el cuarto período presidencial de Hugo Chávez, sin Hugo Chávez. Debido a su incierto estado de salud, la Asamblea Nacional le concedió “todo el tiempo que necesite” para que llegue a su juramentación, la que, según la Constitución, debió haber sido el 10 de enero. Mientras tanto, el vicepresidente Nicolás Maduro ha asumido la presidencia de Venezuela en su lugar
    Por su parte, nuestro presidente, Ollanta Humala, viajo a Cuba al mismo tiempo que la presidenta de Argentina, Cristina Fernández. De acuerdo con las razones esbozadas por el Ejecutivo ante el Congreso, es solo una coincidencia que el viaje de Humala a Cuba se esté dando mientras Chávez yace enfermo en la isla, pues el presidente viaja con el objetivo de “suscribir una serie de instrumentos internacionales” con el país isleño. Como no podemos asumir que un presidente engañe a su ciudadanía, esperemos con buena fe que el señor Humala regrese de Cuba con un TLC firmado.
    Por otro lado, se habría esperado que Unasur, órgano que tiene entre sus objetivos “fortalecer la democracia”, se manifieste de la manera que lo hizo en el caso de Paraguay el año pasado, cuando el Congreso vacó del cargo al izquierdista presidente Lugo y la organización internacional respondió expulsando al Estado paraguayo de su seno. Su silencio ha evidenciado que su verdadero compromiso es con la ideología, no con la democracia. El mismo resultado ha tenido la acción de los presidentes de Uruguay y Bolivia, que se hicieron presentes en la simbólica “juramentación” de Maduro, junto a los cancilleres de Ecuador y Argentina.
    De acuerdo con la Constitución venezolana, si el presidente no puede estar presente para jurar su cargo, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) tiene que designar una junta médica que determine su estado de salud. En caso esa junta establezca que el motivo de la ausencia es permanente –ya sea por muerte o incapacidad física o mental– la Constitución ordena convocar elecciones en 30 días. Esta es la regla que Nicolás Maduro y el TSJ han decidido saltarse con garrocha.
    El argumento que han utilizado los chavistas para este salto ha sido que la regla ignorada es un puro “formalismo”. Esto, sin embargo, no es cierto. Hay un interés muy concreto que esta regla busca proteger: el interés del pueblo en que no lo acabe gobernando alguien diferente a la persona que él eligió (en Venezuela el vicepresidente es nombrado directamente por el presidente).

    De el Comercio.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: